¿CÓMO SÉ LA TALLA DE MI ANILLO?

Comprar a distancia puede resultar inconveniente a la hora de escoger la talla de un anillo. Por eso, queremos ayudarte con las siguientes alternativas para que en tu compra, tengas más certezas que incertidumbre respecto a cómo recibirás tu joya.

Medir un anillo:

Si ya tienes un anillo que te queda bien o que pudiste tomar prestado por un momento, mide su diámetro interior y compáralos con nuestra guía de tamaños y busca el valor más cercano en la letra D (diámetro).

También puedes imprimirla y con el anillo, verificar la talla a la que corresponde.

Medir tu dedo:

Utiliza un hilo, papel o cinta métrica y mide el contorno del dedo en que usarás tu anillo, cuidando que no quede apretado ni suelto.

Revisa el valor P (perímetro) al que corresponda en la guía de tamaños.

Prueba en papel:

Imprime y recorta la guía de tamaños por los círculos que corresponden al anillo. Pruébate las tallas y elige la que no quede muy suelta pero que se deslice por el dedo sin forzar.

Es una sorpresa:

Si no puedes averiguar el tamaño del dedo de la persona a quien regalarás el anillo, escogeremos un tamaño aproximado y adaptarlo luego que lo hayas regalado.

Si no te acomodaron las opciones anteriores, luego de tu compra escríbenos y te enviaremos un medidor a domicilio sin costo adicional.